Gobierno del Estado promueve la organización vecinal

Participación de la comunidad favorece la prevención en materia de seguridad: Patricia Victorica 

De acuerdo con los datos de la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (ENVIPE), el 48.3% de las y los colimenses, generaron reuniones vecinales con el propósito de organizarse en materia de prevención. 

 

Así lo dio a conocer Patricia Victorica Alejandre, directora General del Centro Estatal de Prevención Social, quien explicó que las estrategias de prevención se ven fortalecidas entre las áreas de seguridad y la participación de la ciudadanía.

“La comunidad es una célula básica de la organización vecinal que fortalece los esquemas de prevención, mejorando la comunicación vecinal y con ello, disminuyendo las incidencias asociadas al robo a casa  habitación y a delitos comunitarios como conflictos vecinales, consumo de drogas en espacios públicos y personas sospechosas; desde hace cinco años en el Gobierno del Estado se han fortalecido estas acciones”, aseguró la funcionaria estatal.

Puntualizó que una de las acciones cumplidas es el programa Redes Ciudadanas por la Paz y Vecino Vigilante operado por la Secretaría de Seguridad Pública, ambos consisten en que las y los vecinos se capaciten y organicen, para mejorar las condiciones de los entornos comunitarios y resolver problemáticas. 

Agregó que siempre habrá necesidad de seguir fortaleciendo en los hogares colimenses la corresponsabilidad, es decir, que los mismos integrantes de la familia puedan detectar e identificar posibles conductas antisociales, especialmente atenderlas, y con ello actuar con reciprocidad a las  políticas públicas de prevención y a las de seguridad.

Destacó la importancia de promover la cultura de la denuncia a través del 911, ya que en los datos de la ENVIPE 2019 la cifra de las razones para no realizar una denunciar por algún delito, lo definen como una pérdida de tiempo, con un 23.9%, cifra que aumentó en 2020 con un 39.4%. 

“Es importante que las personas reporten los hechos delictivos o de violencia, que acontecen en cada zona o en su hogar, pues con esos datos se logra identificar un mapeo de las zonas de riesgo, y así fortalecer estos mecanismos de prevención” reiteró Victorica Alejandre.

Explicó que las conductas delictivas o antisociales detectadas son el consumo de alcohol en la calle, consumo de drogas, robos, asaltos, pandillerismo y riñas entre vecinos.

Finalmente, comentó que el gasto de las medidas preventivas en los hogares fue de 804.6 millones de pesos en los datos del 2020, en donde las y los colimenses optaron por colocar cerraduras, candados, cambio de puertas o ventanas, y la instalación de rejas o bardas.