El número de contagios es alarmante, la gente relajó las medidas: González Meza

Oficialmente es color amarillo el riesgo, pero realmente es un anaranjado, señaló.

La gente no entendió que el verde no significa ya no tener riesgo o que ya pasó la situación de alarma
El incremento en los casos preocupa a los trabajadores de salud, puesto que además se continúa con la situación de desabasto de medicamentos e insumos

Para la secretaría general de la sección 30 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (SNTSSA), Ma. Dolores González Meza, la ciudadanía no entendió el cambio de riesgo epidemiológico de Covid-19 con el semáforo en verde y creyó que ya se había terminado la pandemia, relajando las medidas sanitarias y ahora se tiene un color amarillo (riesgo moderado), oficial, que en verdad es anaranjado (riesgo alto).

“Yo creo que no se entendió bien el hecho que pasáramos a verde, no significaba que ya estábamos liberados del contagio y en ese sentido la gente se relajó demasiado y dejo de protegerse, el lavado de manos, el uso de gel, de cubrebocas, lamentablemente pasamos a semáforo amarillo pero más que nada es naranja pero oficialmente es amarillo, pero por el número de casos es alarmante, entonces hago un llamado a sociedad y trabajadores para no bajar la guardia, que sigamos usando todas las medidas e higiene y sobre todo la sana distancia”, subrayó.

Afirmó que es importante seguir con estas medidas, para que las actividades estén un poco más relajadas, “tenemos programado que los niños regresen a escuelas, y si esto no se controla será difícil que volvamos sobre todo en áreas urbanas, es importante que todos contribuyamos con nuestro granito de arena para que no volvamos a las medidas drásticas y que esta ola se pueda apagar y avancemos en este sentido de no caer recaídas nuevamente”.

Abundó que esta situación preocupa a los trabajadores de salud, puesto que “nosotros recibimos a las personas y con la situación que tenemos que no se ha concretado el envío de medicamentos y están llegando a cuenta gotas ya que es un problema a nivel nacional, también sabemos que así como el gobierno federal ha hecho cosas buenas, también debe de reconocer que se equivocó en el sistema de salud que se implementó, estamos para atrás y se tienen que sentar y analizar los errores y corregirlos porque la gente se nos está muriendo en los hospitales por esta falta de medicamentos, insumos y equipo ya que los trabajadores sufrimos por esta situación”.

Además, externó, las autoridades siguen negándose a que los familiares compren los medicamentos, “entonces que vayan pensando en mandarlos a las privadas porque se van a cerrar servicios, porque no se puede sostener una situación de que toda la problemática jurídica caerá en el trabajador, entonces ha sido muy lenta la respuesta de Gobernación donde actué con una situación tajante sobre esta situación, ya que no es mentira en los medios de comunicación ha salido donde desde primer nivel hasta cancerología y especialidades en todos los hospitales hay falta de insumos y medicamentos”.

“Estamos viviendo nuevamente como trabajadores de salud la peor de las etapas porque volvemos a ese estrés y angustia por la falta de insumos y medicamentos, y porque también la sociedad no entiende que debemos de cuidarnos para que todos estemos bien, porque no somos héroes, somos ciudadanos que nos dedicamos a cuidar la salud, pero es una situación que no podemos sostener tanto tiempo”, enfatizó la líder sindical.